X

OBTENER AYUDA AHORA

Si tiene pensamientos suicidas (o si está preocupado por alguien), hay ayuda disponible en estos momentos.

Un consejero capacitado está listo para hablar con usted y proporcionar ayuda.

Llame a la Línea Nacional de Prevención del Suicidio al 1-800-273-8255
Se trata de una línea telefónica gratuita las 24 horas.
(Presione 1 para llamar a una línea dedicada a veteranos y sus familias. Para español, oprima 2.)

Si se necesita tratamiento médico de emergencia, llame al 911 o vaya a la sala de emergencia del hospital más cercano.

Qué esperar cuando llame a la Línea Nacional de Prevención del Suicidio:

  • Escuchará un breve mensaje de que ha llamado a la Línea Nacional de Prevención del Suicidio.
  • Escuchará música mientras la línea de emergencia dirige su llamada al centro de crisis más cercano.
  • Un consejero del centro de crisis local contestará su llamada y le ayudará.
  • El consejero le ofrecerá referencias para servicios de salud mental, si es necesario.

Si se necesita tratamiento médico de emergencia, llame al 911 o vaya a la sala de emergencia del hospital más cercano.

Si está preocupado porque alguien que conoce está pensando en suicidio

La situación es una emergencia y es necesario actuar de inmediato si alguno de estos síntomas está presente

  • En el acto de tratar de herirse o matarse, tiene un arma u otros medios letales
  • Amenaza con lastimarse o matarse
  • Busca maneras de herirse o matarse y habla de un plan para hacerlo
  • Habla de muerte o suicidio y está actuando ansioso o agitado
  • Habla de muerte o suicidio y está intoxicado o bien drogado

En caso de emergencia (si alguno de los síntomas mencionados anteriormente están presentes)

  • Llame al 911 o la Línea Nacional de Prevención del Suicidio: 1-800-273-8255.
  • No deje a la persona sola.
  • Retire todos los medios letales (armas, medicamentos, etc.) de las proximidades.
  • Lleve a la persona a una sala de emergencias cercana o clínica ambulatoria de crisis psiquiátricas.
  • No se ponga en peligro; si está preocupado por su propia seguridad, llame al 911.